día 2997 de esclavitud, 969 de castidad

últimamente el Dueño dice que el objeto sale demasiado, que tiene una vida social demasiado intenta, que debería estar más solo y en silencio. como siempre tiene razón y esto debería parar y estar más en silencio y aislado. esto nota que el Dueño esa apretando nuevamente más, otro giro de tuerca, apretando la cadena, reduciendo el margen. si algo ha caracterizado esta semana santa es eso, una constante presión para que esto abandone cualquier esperanza o creencia de individualidad. esto es un objeto y no debe pensar, creer, ni siquiera imaginar, que algún momento podrá volver a ser humano. el Dueño lo ha dejado claro: no hay vuelta atrás ni otro camino.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

Dejar un comentario

Ir a la barra de herramientas