esclavitud

cartas a mi AMO XII

hay un tema, AMO, que ya he tratado con Usted pero que me vuelve a la mente últimamente. me refiero a la existencia de otros esclavos, de otras personas. ya le he dicho que reconozco como legítimo su derecho a tener esclavos. este perro sólo aspira a ser Su Servidor, y el de ellos si fuera necesario y así fuera su deseo. en el mundo anglosajón se utiliza el término “leather family” para hablar de una relación polígama bdsm. podría ser una opción pero el concepto de familia me resulta demasiado “entrañable” y con connotaciones que me producen rechazo, tal vez por la propia historia personal de este perro. mi rechazo además viene porque disponemos de una palabra en nuestro idioma que encierra un elemento más interesanta: la casa. la casa no es sólo el lugar físico donde vives, es además la relación que mantienes con la gente que comparte tu techo. así, en la edad media, los esclavos pertenecían a tal o cual casa, lo que significaba que pertenecían a tal o cual Señor. es este concepto el que pretendo revitalizar para referirme a Usted. siento, y me siento orgulloso de ello, AMO, que este perro pertenece a su casa y que además otros más pertenecen, o pueden pertenecer igualmente. los miembros de una casa no son enemigos, sino aliados, congéneres; están vinculados por lazos a veces más fuertes que la sangre y viven y existen, en este caso, para una única misión: servir al AMO y hacerle la vida más fácil y placentera. todo en una casa leather está subordinado al placer y la satisfacción del AMO que espera y exige esa atención por parte de sus siervos. estos siervos viven en función de las necesidades, exigencias y placeres del AMO, que espera de ellos el mayor compromiso y entrega.

¿nace o se hace?

me pasa lo mismo cada periodo de vacaciones, el hecho de no tener horarios me destartala un poco, me siento como perdido, sin saber qué hacer o cómo organizarme. no quisiera parecer cuadriculado pero una vida organizada, muy organizada es mi ideal. considero que es otro rasgo que puede ser interpretado como una inclinación a la sumisión o no.sigo dándole vueltas a si soy un sumiso de nacimiento o me he hecho así. partiendo de la base de que en el fondo no importa mucho porque lo importante es lo que llegue a ser ahora, estoy interpretando acontecimientos de mi infancia y mi pasado desde esta perspectiva. siempre he sido y me han recordado como un niño muy servicial, siempre dispuesto a hacer un favor. incluso de pequeño me llamaban tonto porque me engañaban y era “muy bueno”. es muy conocida esta frase de “es tan bueno que es tonto”. esto no es determinante para llegar a un juicio sobre si nací sumiso o me he convertido en sumiso por los avatares de la vida. ¿en el fondo importa? imagino que la respuesta está, como decía artistóteles, en el justo medio. posiblemente tuviera una predisposición innata, que se fue desarrollando por las circunstancias de mi historia personal hasta la situación actual, que no es otra que la de encarnar un esclavo de la mejor forma posible. esa es mi tarea ahora, AMO, en ella estoy comprometido, pero no es una tarea cualquiera, no deseo ser un esclavo asépticamente. deseo convertirme en SU esclavo. mi aprendizaje, y ahí encajo eso de que todo esclavo, incluso los más experimentados, tienen que ser entrenados, es aprender a servirle a Usted y no a otro, a hacer lo que Usted desea, lo que le hace feliz, lo que le da placer. poco a poco voy aprendiendo cosas, acciones, palabras, gestos, que antes no conocía y que voy introduciendo para configurarme como el esclavo que Usted desee. ni siquiera el ser esclavo es mérito mio, sea natural o aprendido. ser esclavo siempre es mérito del AMO, por eso, en el mundo bdsm el esclavo encarna y lleva en cierta medida el honor de su AMO.eres como te adiestraron y si fallas en algo eso hablará de ti, pero también hablará de tu AMO. esto es válido tanto para lo bueno como para lo malo. y es otro vínculo que mantiene unidos a los dos delante de otros amos y otros esclavos. no sé si se me permite sentir orgullo, pero estoy orgulloso y muy honrado de ser su esclavo. AMO.

los skins también se someten

dos cosas me llaman la atención de esta foto, aparte de lo obvio. la primera es que el esclavo tiene la cabeza apoyada en la pierna de su amo, y este le sujeta la barbilla. se me antoja un gesto de ternura y cariño extremo, de compenetración y de complicidad. una vez mi AMO tuvo el mismo gesto conmigo, precisamente delante de unos skins ingleses. lo guardo en mi memoria de esclavo como uno de los momentos más intensos que he vivido.la otra cosa es que no se ve si el esclavo tiene las manos atadas con cuerdas, cadenas, si está esposado, o no. ¿realmente importa? independientemente de lo que tenga físicamente es evidente que está sujeto, bien sujeto, que su amo lo tiene dominado, que está firmemente agarrado y que no va a ir a ninguna parte que no quiera su señor. realmente no es libre.

reflexión tardía pero válida

el 1 de mayo fue el día del trabajador. ¿qué sentido tiene eso para un esclavo? ninguno, porque no es un trabajador, sino un esclavo. un trabajador vende su fuerza de trabajo por una cierta cantidad de dinero. la recompensa del trabajador es su salario, la del esclavo el bienestar y el placer de su AMO. en la esclavitud forzada sólo se recibe el pan y la comida, lo justo para el mantenimiento físico del esclavo, de la propiedad. sin embargo en esta esclavitud se recibe más. aquí el esclavo necesita de su AMO para sentirse realizado, para poder llegar a ser plenamente aquello que desea. trabajar para su AMO es el objetivo del esclavo, el fin último de su servicio: obedecer, someterse.pueden haber tareas pesadas, pero el trabajo nunca es una pesadez, y cuando lo llega a ser, el esclavo debe reflexionar y volver a conectarse con aquello que le impulsó a arrodillarse delante de otro hombre y someterse a su voluntad. no es una mera cuestión de sexo, aunque la sexualidad está íntimamente involucrada porque el sexo tiene que ver con el deseo, y el deseo con la realización personal. el esclavo ya recibe más de lo esperado si su AMO está satisfecho con lo que ha hecho, con su comportamiento, con las tareas realizadas. el AMO sólo desea el bienestar de su esclavo y por eso le ordena, le manda, le organiza la vida, le ayuda a realizarse. el aspecto laboral, igual que el económico, el estético, el personal… deben estar supervisados por el AMO. esa es otra dura tarea. aquí nadie sale ganando, o mejor dicho, los dos salen ganando porque los dos consiguen realizar aquellos que desean y sin lo cual se sienten incompletos. así lo concibo y así espero conformarme para conseguir ese objetivo, la plena supervisión del trabajo, incluso en el día del trabajador.

950 días

hoy hace 950 días que pertenezco a mi Señor, 950 días que mi AMO me convirtió en su propiedad, en un reservado de un bar del yumbo. allí, en nuestro primer encuentro, me orinó. para mi fue como un nuevo bautismo, como un nuevo renacer. como todo nacimiento ha sido costoso, doloroso a veces, pero con constancia y siempre bajo la tutela de mi AMO, me estoy convirtiendo en un ser nuevo, que estaba allí, gimiendo por salir, pero que no pudo hacerlo hasta que apareció EL. EL me ha dado la fuerza y me ha enseñado a llagar hasta donde siempre quise llegar pero nunca pude. hoy quiero darle profunda y humildemente las gracias por todo lo que ha hecho por mi: por liberarme convirtiéndome en su esclavo, por hacerme nuevo matando a mi anterior ser, por llevarme hacia la sumisión y el servicio. hoy en un día tan señalado, hago lo que ya no puedo dejar de hacer: arrodillarme ante EL y someterme a sus deseos.

acción-reacción

acción-reacción; acción-reacción. este es el modelo del condicionamiento clásico, y del instinto. aquí no media ni la voluntad, ni el pensamiento. la adaptación de este modelo al bdsm es orden-obedecer; orden-obedecer. los humanos podemos ser condicionados. nos gusta pensar que no, que somos superiores, pero eso no es cierto: podemos ser condicionados de forma que quitemos el pensamiento y la voluntad del proceso. es cierto que podemos volver a incorporarlos en cualquier momento, pero ahí está la habilidad del AMO y del esclavo. reconducirlo a la situación original; sin voluntad y sin pensamiento. en esto, como en otras situaciones de la vida, se dan coyunturas paradójicas. la forma más directa y rápida de ser condicionado es querer ser condicionado. así la voluntad es la forma más rápida de perder la capacidad de decisión. querer dejar de ser libre es el camino más directo para dejar de ser libre y no tener voluntad.mi AMO me ha condicionado. lo sé, lo siento, lo vivo. no es con una palabra o con una mirada, es con sus sola presencia. basta verlo, oirlo o recibir un email suyo para que las entrañas se me den la vuelta, agache la cabeza, encoja los hombros y mire al suelo. el tratamiento de Usted aparece en mis labios, y el “no” desaparece de mi vocabulario. es una transformación instantánea e incontrolable. una acción-reacción.
Ir a la barra de herramientas