esclavitud

día 3340 de esclavitud, 1312 de castidad

La castidad, llevar un dispositivo de castidad significa cambiar algunos hábitos. algunos son impuestos y otros son recomendables. hoy, por ejemplo, que el objeto ha bebido mucha agua y ha ido mucho al baño, ha notado, al final del día, cierto olor. da igual lo bien que te seques, que debes hacerlo, cada vez que vas al baño, al final ocurre. si no quieres ir apes­tando por ahí se hace necesario que extremes la higiene, y esta es otra de las ventajas de la castidad. si además no estas circuncidado, el tema se agrava y hay que ser más cuidadoso aún.
el objeto ha notado tres cambios importantes, cosas que se han convertido en cotidianas, diarias y que no hacía antes de llevar la jaula. la primera es que el objeto siempre ha sido limpio, si no el Dueño nunca se hubiera fijado en él, pero como dice, por la castidad ha tenido que extremar la higiene de los genitales. la otra cuestión es el uso de una crema hidratante después de ducharse para prevenir la rozadura de la jaula contra la piel, algo necesario si usas la jaula permanentemente y, por último pero no menos importante, orinar siempre sentado. esto último es tal vez lo más “duro” porque los baños de los tíos no están precisamente pensados para orinar sentados y a veces es asqueroso ir al baño en algunos lugares públicos, pero la necesidad se impone.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega

día 3339 de esclavitud, 1311 de castidad

el objeto se ha dado cuenta de que el final de 2018 y el principio de 2019 ha sido una locura tremenda. el blog se ha retrasado más que nunca y han pasado un montón de cosas haciendo que los días pareciera que volaran. la mayoría de estas cosas tienen que ver con la familia y el trabajo y el Dueño ha estado al tanto de todas, pero eso no ha evitado que parezca que el objeto ha abandonado determinadas obligaciones como el propio blog.
curiosamente y paralelamente a esto, pocas veces el objeto se ha sentido tan mentalmente controlado, encerrado, encadenado y enjaulado por el Dueño como en este tiempo. Su control ha sido total y el objeto ha avanzado y profundizado en la sumisión hasta puntos que creía imposible. no consigue entender el objeto cómo ha sido esto posible, pero espera que a partir de ahora la cosa se normalice. ser un objeto propiedad del Dueño es un trabajo a tiempo completo y aunque el Dueño ha ordenado que el objeto esté aquí y que haga lo que está haciendo, eso no es excusa para no hacer otras cosas, para llevar el blog al día, para abrirse en canal y expresar abiertamente por esta ventana sus sentimientos, emociones y experiencias. un objeto no tiene derecho a la intimidad, no tiene derecho a guardarse nada para sí, porque no posee nada, nada es suyo. todo lo que usa es del Dueño y por tanto le pertenece a El y hace con eso lo que el Dueño quiera.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3338 de esclavitud, 1310 de castidad

vuelta al trabajo después del par de día de carnaval. fue una vuelta relajada teniendo el objeto muchas reuniones. en los últimos días el objeto está sintiendo una fuerte necesidad de estar atado, de estar bajo algún tipo de restricción. lo ha compartido con el Dueño y la respuesta fue que era lo natural, que la naturaleza del objeto estaba saliendo y manifestándose. el objeto pensó que era muy duro estar atado o esposado o encadenado todo el tiempo pero el Dueño considera que está preparado y que puede vivir así. y eso para el objeto es suficiente.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3337 de esclavitud, 1309 de castidad

el objeto habló con el Dueño hoy para decirle lo que es evidente, que el pecado de ayer, el no decirle que no tenía trabajo no era sin una prueba más de que el objeto no sabe gestionarse por sí mismo, que necesita la constante orientación del Dueño, cu control y su dominio. es algo básico en la relación de Dominación/sumisión, se crea una dependencia, dudando algunos de quien depende de quien. lo que es evidente en este caso es que el objeto depende completamente del Dueño. cada vez, y eso lo ha comprobado muy a menudo últimamente, que el objeto no tienen en cuenta al Dueño o toma la iniciativa, las cosas salen mal. todas las decisiones que toma el Dueño por sí mismo, son un fracaso, un desastre y llevan a situaciones no deseadas. por eso es el Dueño quien tiene que decidir todo, cuanto más mejor. Sus decisiones son acertadas y siempre conducen al objeto por el buen camino. por eso el Dueño tiene ese principio que repite constantemente: todo es para el bien del objeto, incluso los castigos.
por la tarde volvió a contactar con el objeto un sumiso que conoce desde hace algunas años. siempre hace lo mismo. primer intenta embaucar al objeto diciendo lo desgraciado que es por no encontrar Amo y luego intenta ponerlo en una situación donde cree que habrá sesión o sexo porque el objeto no podrá resistirse. cada vez resulta más penoso y el objeto siente usar esta palabra pero no encuentra otra mejor para definir esta situación. está huyendo de si mismo. lleva haciéndolo muchísimo tiempo. está en ese círculo de experimentación, rechazo y vuelva a experimentar, cuando el ansia no le permite otra cosa. la realidad es que el ego lo domina y, posiblemente teniendo un alma de inferior, el ego tiene tanto control que no le permite ser sincero consigo mismo. el resultado de eso es que el Dueño le dio permiso para hablar con él porque hacía escrito que se “sería solo” y, cuando comprendió que no habría sexo, no quedó.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3336 de esclavitud, 1308 de castidad

el objeto fue a comer con unos amigos con permiso del Dueño. fue una de esas comidas largas y en las que se habló mucho y de muchas cosas. sin embargo el día tuvo un aspecto negativo porque el objeto no tenía trabajo hoy al ser lunes de carnaval y su fiesta, pero el Dueño se enteró a media mañana. no entiende el objeto como se lo pudo pasar porque juraría que se lo había dicho en los días anteriores. en cualquier caso el Dueño se molestó, con toda la razón del mundo.
fue un error imperdonable y el objeto se sintió fatal porque había pecado contra el Dueño. por supuesto suplicó su perdón y, como una forma de paliar la falta, hizo una ofrenda al Dueño. no puede entender el objeto como ocurrió y se sintió fatal pero ello, pero al final el Dueño tranquilizó al objeto y el objeto pudo comer tranquilo lo ofrenda fue suficiente para aplacar al Dueño.
el resto del día fue bien aunque siempre estuvo ahí la duda de por qué habría fallado al objeto de manera tan estrepitosa.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3335 de esclavitud, 1307 de castidad

el objeto pasó otro fin de semana cuidando a unos familiares, con permiso del Dueño. no le pesa al objeto, porque, como ha dicho en alguna ocasión, es como estar encerrado y el objeto puede dedicarse a leer y a escribir.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3334 de esclavitud, 1306 de castidad

el objeto ha pasado la mayor parte del día leyendo el libro gay kinky mormon, que trata sobre el proceso de un mormón gay al que le va el bondage. es despiadadamente sincero, con historias duras de su vida.
no es sólo un proceso de descubrimiento de sus fetiches, de su sexualidad, e incluso de su naturaleza. también es un proceso de deconstrucción de sus creencias. poco a poco va viendo las contradicciones de su iglesia y lo opresiva que pueden ser determinadas ideas y cultos religiosos.
el protagonista del libro sufre y sufre muchísimo durante la mayor parte de su vida por cuestiones religiosas por una conciencia que en vez de liberar, oprime y que lo llevó a una esclavitud mental, controlado siempre por otros hasta el punto del desequilibrio mental e intento de suicidio. al final cuando aceptó su necesidad de ser atado, de que era gay, fue cuando se liberó y empezó a ser realmente él, a liberarse de todo. así , es en las partes en las que habla de sus sesiones de bondage severo, cuando más libre se siente.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3333 de esclavitud, 1305 de castidad

Dueño y objeto han hablado hoy de la vinculación emocional entre ellos, da la conexión como la llamamos. utilizamos ese término para referirnos a la coincidencia en el estado anímico de ambos. cuando el Dueño habla y dice que está nervioso el objeto se sorprende de que siente igual, incluso todo el día y sin saber cómo se sentía el Dueño. en más de una ocasión el Dueño le ha preguntado al objeto ¿qué te pasa?. la razón de esa pregunta es porque Él sentía algo y efectivamente algo pasaba al objeto. hoy ha sido uno de esos días.
lo que sorprende al objeto es el efecto terapeútico de las palabras del Dueño. en la conversación de pronto el Dueño baja un tono la voz, adquiere un matiz especial y el objeto se queda sin palabras. es incapaz de hablar más y empieza a notar como se desliza hacia el subspace. el algo involuntario, sin desearlo, sin esperarlo, solo por efecto de la voz del Dueño.

sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega

día 3332 de esclavitud, 1304 de castidad

un día muy intenso en todos los sentidos pero especialmente a nivel emocional. el objeto lo estaba pasando mal y resulta que hoy hablando con el Dueño, este también estaba en la misma situación. ha pasado tantas veces que no se puede decir que sea una coincidencia. demasiado a menudo ambos coincidimos en el estar anímico, tanto positiva como negativamente. definitivamente no puede ser una coincidencia.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3331 de esclavitud, 1303 de castidad

un objeto no es una mascota, ni un esclavo. por tanto va con su naturaleza el ser almacenada cuando no es usado hasta que se necesite, hasta que haya que hacer uso de él. mientras tanto está esperando. hoy el objeto pensó en eso, en estar encerrado en una habitación, tras unos muros, esperando a que el Duero decide usarlo. el mundo del objeto sería ese, una habitación, no más grande que una celda, con un simple retrete y un lavamanos, un colchón en el suelo y una mesa y una silla para escribir, no porque el objeto lo desee, sino porque muchas veces ha dicho el Dueño que quiere que el objeto trabaje y escriba, y esa es una de las razones por las que lo sacaría del mundo.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega

día 3330 de esclavitud, 1302 de castidad

el objeto se ha dado cuenta que la objetiva­ción es más común entre los inferiores de lo que se piensa pero es un concepto demasiado elevado. cuando ve tantos blogs dedicados a los faggots el objeto no puede dejar de pensar que se acercan bastante al concepto de objeto por las humillaciones, el trato, el comportamiento, etc. es cierto que no llegan a perder su condición de humanos pero tampoco lo son plenamente.
Igualmente el objeto percibe una evolución en esta categoría. en sus orígenes me refería casi exclusivamente a inferiores que eran “usados” como objetos: haciendo de mesa o de lámpara. en la actualidad la objetivización tiene que ver más con la despersonalización, con la deshumanización. se trata de tener un objeto con forma humana pero que no hable, ni piense ni decida, ni tenga identidad.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3329 de esclavitud, 1301 de castidad

ayer el objeto batió un nuevo record, 1300 días de castidad, sin un orgasmo. no es un número exacto a nivel de tiempo en sentido de tres años. exactamente han sido tres años y 205 días de castidad.
al principio costó bastante, incluso con la jaula porque costó encontrar la adecuada para el objeto. en determinados momentos deseó arrancársela y quitársela pero el entrenamiento del Dueño hizo su efecto y ahora el objeto no puede vivir sin ella. cuando tiene que quitársela se siente desnudo como si le faltara algo. ya no se siente bien sin ella. ha entrado a formar parte del cuerpo del objeto, y el Dueño ha dicho que ya morirá con ella. también ha dicho que si pudiera ahora mismo castraría al objeto sin dudarlo. y el objeto se lo agradecería porque a veces la castidad le cuesta, no vamos a negarlo, y a veces el objeto se sorprende teniendo deseos. sin embargo ya lleva 1300 días y todos esos días son un mérito del Dueño, de El, única y exclusivamente.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3328 de esclavitud, 1300 de castidad

el objeto ha empezado un libro dedicado al bdsm: kinky gay mormon. es sobre un fetichista del bondage que nace en una familia mormona practicante y como las dudas le asaltan y el proceso que siguió desde un niño que creía a pie juntillas las creencias de su iglesia hasta un esclavo sumiso convertido en propiedad de un Amo. el objeto no pudo evita identificarse con ciertas cosas que relate el protagonista, como el autobondage o las escenas de películas policiacas y del oeste en las que el protagonista es atado y se encuentra en situaciones comprometidas.
el objeto pasó por algunas situaciones similares a las del protagonista del libro cuando practicó el autobondage y perfeccionó la técnica hasta el punto de que en algún momento sintió que no podía liberarse. era la sensación que buscaba, un bondage sin salida y sin posibilidad de liberarse. es un libro que produce muchas sensaciones nuevas en el objeto.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3327 de esclavitud, 1299 de castidad

el objeto estuvo “encerrado” porque tuvo que cuidar a unos familiares todo el día y toda la noche. aprovechó mucho el objeto para leer y escribir en el blog. pasó algo por la noche que sirvió para centrar al objeto y recordarle lo que es. al menos dos veces se despertó dolorido por una erección, pero el dolor no venía de ella sino que el anillo de la jaula había pinchado la piel del escroto y el dolor era muy intenso. no es que la anilla fuera o sea más pequeña, cada vez el objeto ve que es la acertada porque lo ha comprobado. el problema es como la bolsa se mueve por la noche y acaba dolorido cuando queda raro con la anilla.
por la mañana el objeto ya estaba mejor pero se puso un poco de crema. la cuestión es que pensó suplica al Dueño que le permitiera estar el día de mañana sin la jaula, pero al final pensó que para eso habría venido a este mundo, a servir al Dueño y a obedecerle. suplicarle eso habría sido una especie de traición.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3326 de esclavitud, 1298 de castidad

Xha sido un día en el que el objeto ha tenido que aparentar ser muy humano, demasiado y eso parece que ha tenido consecuencias pero no negativas. el objeto ha comprobado que estos días de “apariencias” son una forma de reforzar su naturaleza de objeto.
tras una mañana de intenso trabajo el objeto fue a comer con unos compañeros con permiso del Dueño. le sorprendió al objeto que el Dueño ordenase ponerse las botas de madrid, que están reservadas para situaciones especiales. el Dueño quería que el objeto lo tuviera más presente de lo normal al Dueño. así lo hizo y el objeto las llevó puestas 17 horas seguidas. fue todo un honor.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

Ir a la barra de herramientas