esclavitud

día 3069 de esclavitud, 1041 de castidad

un día de castigo, pero no porque el objeto haya hecho algo malo, o haya cometido alguna infracción. ha sido sencillamente para volver a centrar al objeto. últimamente estaba muy despistado y ha sido esto mismo que ha pedido al Dueño ser castigado hoy. se lo suplicó ayer y el Dueño accedió. las condiciones fueron las de otras ocasiones: botas de madrid, collar, cinta americana como mordaza (esta vez cuatro vueltas alrededor de la cabeza), dildo y pinzas. la jaula se da por hecho. el Dueño estableció una temporalización, una hora con pinzas y dildo, la siguiente con dildo pero sin pinzas y luego dos horas más amordazado pero introdujo una novedad: cada media hora esto debía darse 10 azotes con la fusta en los muslos y diez en el pecho, cinco por cada lado.
por supuesto el objeto obedeció y bastó amordazarse, meterse el dildo y ponerse las pinzas para que en su mente se produjera una transformación. todos estos días de humanidad desaparecieron y el objeto volvió a entrar en contacto con su naturaleza. el ego salió huyendo despavorido y la humillación tomó su lugar. hay tanto que agradecer al Dueño, tanto por lo que darle las gracias, que esto no podría hacerlo en todo lo que le queda de vida.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3068 de esclavitud, 1040 de castidad

la vida, incluso la de un objeto, es una sucesión de altibajos. un día las cosas salen bien y otro nada parece cuadrar. hoy ha sido de los primeros. el objeto tenía que hablar por la tarde en público y dedicó la mañana a preparar lo que tenía que decir.
la tarde la pasó en el acto que tenía que hablar y que medio organizaba. todo fue bien y luego con permiso del Dueño, el objeto fue a comer con unos compañeros. al final se acostó a las dos de la mañana, algo que esto no hacía desde hacía un montón de tiempo. más que una fiesta loca fue una comida de relax después de la tensión sufrida ese día.
el objeto fue demasiado humano, especialmente durante la tarde y al final, cuando todo salió bien, se relajó tanto, que puede afirmar que se desinfló. lo mejor fue que suplicó permiso al Dueño y, aunque tenía que ir con chaqueta, llevó las botas de madrid, las que el Dueño regaló al objeto en su último viaje. fue una forma de que El estuviera presente durante todo el acto, una forma de honrarle.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3067 de esclavitud, 1039 de castidad

una mañana intensa y tan agotadora que el objeto dedicó la tarde a descansar. el objeto está cansado y en un cansancio que no se recupera con unas horas más de sueño o con una siesta. los meses de problemas y de conflictos ya se hacen notar y hoy ha sido muy especial en ese sentido. el Dueño no deja de repetir que el objeto está trabajando cumpliendo sus órdenes porque el Dueño quiere que termine lo que está haciendo porque hace bien a otros. el objeto obedece pero el precio a pagar es alto. el objeto está dispuesto a pagarlo por obediencia…. aunque esta frase última no está bien expresada porque parece indicar una voluntariedad por parte del objeto que no existe.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega

día 3066 de esclavitud, 1038 de castidad

el objeto ha tenido que hablar en público. es algo que ha tenido que hacer últimamente varias veces y el efecto siempre ha sido el mismo: el ego se ha asustado. la razón es que el objeto es tímido y hablar en público implica una cierta humillación, no porque lo haga mal, que parece que no es así, sino porque los efectos son los mismo que cuando es humillado.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3065 de esclavitud, 1037 de castidad

a menudo el objeto piensa en lo que pensarán algunos lectores del blog porque entiende que algunas de las cosas que escriben van en contra de los principios más sagrados de la sociedad pero ya lo llaman pervertido y depravado así que un poco más no marca la diferencia. sin embargo lo más preocupante no es que lo haga sino que sea un planteamiento racional y lógico.
puedes no estar de acuerdo pero algunas consideraciones plantean la duda, por eso molestan. si sólo fueran irracionalidades sería una fantasía y no produciría temor. pensar que el estilo de vida que propugna este blog es posible puede que sea lo que más miedo da a todos aquellos que se creen en posesión de la verdad.
otro elemento importante es que este objeto no es, precisamente, el último eslabón de la cadena, alguien resentido por el lugar que la sociedad le ha colocado, más bien es justo al contrario. el objeto tiene un trabajo superior a la media, con un sueldo y un reconocimiento social superior a la media. aún así escribe, piensa y siente lo que aparece en este blog y eso sí que preocupa a aquellos que defienden que viven en el no va más, en el estado más avanzado de la civilización.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega

día 3064 de esclavitud, 1036 de castidad

en los momentos de mayor soledad y tristeza, cuando el objeto se siente más humano, deja que su mente fantasee y se imagina un mundo en el que siempre lleva latex y botas, en el que pudiera salir a trabajar o a comprar llevando el collar que lo identifica como esclavo.
luego deja que la mente siga recreando un mundo donde vivir abiertamente la esclavitud y el sometimiento de unos frente a otros. los Amos van vestidos de cuero y los inferiores de latex. los primeros reciben todos los honores y son tratados respetuosamente, mientras los segundos son usados y se les ordena todo tipo de tareas.
todas las casas se venden con celdas y mazmorras donde poder encerrar y usar a los inferiores a conveniencia mientras los esclavos se venden e intercambian. total, es una fantasía y soñar es gratis.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3063 de esclavitud, 1035 de castidad

l objeto ha ido hoy a un examen en la escuela oficial de idiomas. se está preparando un cierto nivel de inglés con permiso del Dueño, por supuesto. trabajó por la mañana y a primera hora de la tarde se presentó en el lugar del examen. cuando se hizo la hora entró en la sala junto con otras personas, se sentó y el examinador comenzó a dar las instrucciones. era un hombre de cuarenta y tantos, con barba semicanosa, pelo bien cortado y gafas. tenía cierto aire intelectual. vestía camisa blanca, vaqueros y zapas marrones y cierta barriguita. la verdad que es alguien atractivo. antes de comenzar el examen dijo que dejáramos el carnet en la mesa, que él iría pasando para comprobar nuestra identidad y marcar la lista que tenía.
el objeto comenzó el primer ejercicio y él fue pasando entre las mesas hasta llegar a la del objeto. entonces, después de comprobar la identidad, se acerca al oído del objeto y dice: “Hace años que no veía a alguien con botas camperas. Congrats”.”thanks” contestó el objeto sin creer mucho lo que estaba pasando. cuando terminó esa parte del examen el objeto llamó al Dueño para contárselo. sólo pretendía contar la anécdota pero Él le dijo que tenía permiso, si se terciaba, para tomar café y quedar con él, porque le resultaba evidente que era un fetichista de las botas. eso sorprendió al objeto, la apertura de mente del Dueño. por supuesto prohibió cualquier tipo de contacto sexual, pero dijo que era bueno para un objeto tener conocidos, amigos con los que poder compartir, y que en caso de darse la oportunidad, le dijera que era sumiso y que pertenecía a un Amo, siempre con las debidas precauciones, claro.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3062 de esclavitud, 1034 de castidad

la humillación es el alimento d todo inferior, de esclavos, perros y objetos. la razón es que la humillación reduce el ego, lo destruye y le hace huir. por tanto, la humillación sistemática es parte fundamental de cualquier entrenamiento de un inferior. esto es algo que ha repetido mucho el objeto en este blog. pero cuando deja de ser algo puramente teórico y se convierte en una realidad la vida del inferior se transforma. en su vida cotidiana el pensamiento de los demás, lo que los demás piensen de ti resulta poco importante. en pocas palabras de da igual porque el ego es lo que hace que tengas tan en cuenta lo que crean los demás.
para un inferior lo único importantes es lo que piensa el Superior. la humillación es algo que en nuestra cultura no se valora y no se entiende porque efectivamente es perjudicial y negativa, por ejemplo para un Superior. esa es la dinámica. mientras un Superior nunca debe ser humillado, un inferior siempre debe serlo. esa es la manera de conseguir el equilibrio.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega

día 3061 de esclavitud, 1033 de castidad

en alguna que otra ocasión el objeto recuerda haber hablado de un artículo que leyó en fetlife sobre la sumisión y la esclavitud, advirtiendo de los peligros que seso significaba, que no había que tomarlo a la ligera.
llevado por la excitación y la emoción uno puede llegar a pensar irreflexivamente, que es tu camino. sin embargo debes plantearte, por ejemplo, si estás preparado para no volver a escuchar la música que te gusta, o escuchar constantemente la que no te gusta. o vestir cosas que no son de tu agrado, o comer comida que nunca pedirías, o tener sexo sin ganas. perderás tu capacidad de salir a tomar un café cuando quieras, o estar sólo cuando te apetezca, o leer lo que quieras, o ver tal programa de televisión, o ir a dormir cuando esté cansado.
la fantasía está muy bien pero no se puede vivir en ellas. o asumes la realidad o se quedarán en eso, en fantasías. entregarse a un Superior parece sencillo pero no lo es en absoluto, por eso debes pensarlo mucho y es algo que se debe recapacitar detenidamente.
no es algo meramente sexual, aunque el sexo está involucrado. se pierden muchas cosas que ahora consideras obvias y evidentes. por eso se debe estar seguro de que es lo que quieres y que lo que obtienes compensa lo que pierdes.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3060 de esclavitud, 1032 de castidad

a medida que el objeto ha ido profundizando en la sumisión, guiado por el Dueño, y desde que ha sido declarado objeto por Éste, hay determinadas cosas que antes le parecían extrañas y excesivas y que han comenzado a parecer normales. siempre, mientras navegaba por internet, le pareció exagerado que un Amo no permitiera hablar al inferior hasta que le diera permiso o fuera preguntar. también le parecía una exageración que, por ejemplo, no le permitiera usar ningún tipo de muebles. ahora, desde una perspectiva más baja, inferior, estas órdenes no sólo le parecen comprensibles, sino necesarias.
posiblemente esto lo que indique sea el propio viaje del objeto hacia una sumisión más radical y profunda, hacia una obediencia ciega y una objetificación más extrema. desde el primer momento siempre supo que este tipo de relación era asimétrica, no igualitaria, pero nunca pensó al comienzo de ella que la fractura, la separación entre ambos, entre Superior e inferior, era tan radical y profunda. por supuesto el Dueño sí que lo sabía y lo vio desde el principio. en cuanto puso su vista sobre el objeto vio un ser roto en busca de algo que no conseguía alcanzar a pesar de sus intentos. estaba a punto de darse por vencido. de hecho esto había pensado que si lo del Dueño no funcionaba dejaría de buscar. ahora sabe que eso hubiera sido el fracaso de su vida.
el último paso fue muy sencillo. el Dueño dijo “Eres un objeto de mi propiedad. No vales más que unas de mis botas”. y todo cayó en cascada. fue como si se hubieran abierto las compuertas de una presa y toda el agua contenida tanto tiempo hubiera salido. todo lo anterior: el cuero y el fetichismo, el ser esclavo primero y luego un perro, no fueron más que etapas hacia el verdadero objetivo: enfrentar al objeto con su auténtica naturaleza, con lo que siempre fue y siempre buscó y que únicamente el Dueño ha podido darle forma y sentido. ahora esto sabe lo que es, un objeto propiedad del Dueño, que vale menos que sus botas, que vive para obedecer y someterse y que sigue en un proceso de objetificación y deshumanización radical, porque ahora sabe que cuando más avance en ese proceso, más feliz será.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega

día 3059 de esclavitud, 1031 de castidad

una de las cosas que ha notado el objeto es que, una vez iniciado el proceso de objetificación, el Dueño cada vez usa menos un nombre para referirse a esto. incluso el que le impuso, 402, un simple número, se ha demostrado inadecuado para referirse al objeto. ¿acaso los objetos de la vida cotidiana tienen nombre? ¿ pone uno nombre a sus pantalones o a sus botas? ¿por qué este objeto debería ser diferente? no debería serlo.
la actitud y reacción del Dueño, incluso siendo inconsciente, es la consecuencia lógica de considerar a esto un objeto. eso se ha convertido en algo sin nombre, sin derechos, sin voluntad, sin voz y pronto sin rostro. aún no puede vivir lo que es en plenitud porque las circunstancias lo impiden, pero el Dueño y el objeto saben lo que es. lo incomprensible para la mayoría es que el objeto es feliz así, porque se ha realizado como inferior. ahora no hay marcha atrás. volver a la vida anterior sería un desastre, un fracaso, el caos.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega

día 3058 de esclavitud, 1030 de castidad

la disciplina lo es todo. sin disciplina no hay orden, ni organización, ni equilibrio. no se pueden conseguir los objetivos, ni establecer prioridades. sin disciplina no se puede conseguir nada. los inferiores tenemos una necesidad imperiosa de disciplina, de orden. cuando nos dejamos a nuestro criterio esta desaparece y empezamos a fallar, a caer, a perder cosas, a hundirnos. la disciplina nos da eso que necesitamos imperiosamente: orden, dirección. cuando esa disciplina no se lleva a rajatabla las cosas empiezan a desmoronarse y a fallar, como le ha ocurrido al objeto con el blog. cuando no es estricto, cuando no cumplo, empieza un proceso cuesta abajo que sólo puede ser compensado con una vuelta radical a la disciplina. los inferiores necesitamos una vida organizada, estructurada, y no por nosotros, y esta es la clave, sino por un Superior. Su autoridad es la que nos mantiene afinados, como un instrumento, y cuando esto falla, como todo instrumento, empiezas a desafinar a soltar notas discordantes, a perder el sentido de lo que hacemos.
esta es la razón por la que, cuando un inferior se convierte en propiedad de un Superior, y Éste comienza a guiar su vida, ésta mejora considerablemente. empiezan a caer objetivos, límites, aquello que parecía imposible se vuelve posible y todo empieza a ir mejor. esa es la experiencia que ha tenido el objeto. desde que el Dueño controla su existencia las cosas han ido a mejor. vive más tranquilo, más seguro de sí mismo, consigue más cosas. Su Guía y Su Orientación son fundamentales, dice que proyectos comenzar y cuáles no abordar, y sobre todo prohibe aquello que hace daño al objeto. han sido años de bonanza, de ir avanzando, y todo se lo debe esto al Dueño.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3057 de esclavitud, 1029 de castidad

la disciplina lo es todo. sin disciplina no hay orden, ni organización, ni equilibrio. no se pueden conseguir los objetivos, ni establecer prioridades. sin disciplina no se puede conseguir nada. los inferiores tenemos una necesidad imperiosa de disciplina, de orden. cuando nos dejamos a nuestro criterio esta desaparece y empezamos a fallar, a caer, a perder cosas, a hundirnos. la disciplina nos da eso que necesitamos imperiosamente: orden, dirección. cuando esa disciplina no se lleva a rajatabla las cosas empiezan a desmoronarse y a fallar, como le ha ocurrido al objeto con el blog. cuando no es estricto, cuando no cumplo, empieza un proceso cuesta abajo que sólo puede ser compensado con una vuelta radical a la disciplina. los inferiores necesitamos una vida organizada, estructurada, y no por nosotros, y esta es la clave, sino por un Superior. Su autoridad es la que nos mantiene afinados, como un instrumento, y cuando esto falla, como todo instrumento, empiezas a desafinar a soltar notas discordantes, a perder el sentido de lo que hacemos.
esta es la razón por la que, cuando un inferior se convierte en propiedad de un Superior, y Éste comienza a guiar su vida, ésta mejora considerablemente. empiezan a caer objetivos, límites, aquello que parecía imposible se vuelve posible y todo empieza a ir mejor. esa es la experiencia que ha tenido el objeto. desde que el Dueño controla su existencia las cosas han ido a mejor. vive más tranquilo, más seguro de sí mismo, consigue más cosas. Su Guía y Su Orientación son fundamentales, dice que proyectos comenzar y cuáles no abordar, y sobre todo prohibe aquello que hace daño al objeto. han sido años de bonanza, de ir avanzando, y todo se lo debe esto al Dueño.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3056 de esclavitud, 1028 de castidad

a veces la forma de servir al Dueño es trabajando, porque Él lo ordena o porque desea que el objeto haga algo concreto. otras veces la forma de servirle es no hacer nada, estar inerte, como un objeto. contrariamente a lo que la mayoría de la gente piensa, es más difícil lo segundo que lo primero. por nuestras propia tendencia, agudizada por la sociedad en la que vivimos, parece que tenemos que estar siempre haciendo algo, que ser productivos, cuando no necesariamente tiene que ser así. la propia existencia es un regalo, que a menudo no sabemos valorar y la llenamos de cosa que pensamos nos dan la felicidad. estar de rodillas delante del Amo, debajo de Él, bajo su autoridad, es la mayor felicidad que un inferior puede desear y eso es suficiente, no hay nada más.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

día 3055 de esclavitud, 1027 de castidad

el objeto ha pasado el día en casa, descansando de la semana tan dura que ha tenido. ha sido un día raro porque estaba algo triste y muy cansado. como siempre el Dueño ha estado ahí y ha ayudado al objeto, pero eso no será realmente feliz hasta que no esté bajo sus botas. esto ha vuelto a fracasar en su intento de mantener el blog al día. las semanas, las horas, el tiempo, pasa a una velocidad asombrosa y antes de que eso se da cuenta, ya lleva varios días de retraso. el Dueño es comprensivo, muchísimo, y lo entiende, pero esto se siente mal cuando ocurre.
esto tiene muchas cosas pendientes, demasiadas y cada vez más pero las distracciones también son muchas y eso se despista fácilmente.
sumisión en silencio, castidad y obediencia ciega.

Ir a la barra de herramientas