castidad

FdD inteligencia emocional

que un tío guapo, un buen cuerpo, hermoso y joven lleve una jaula de castidad es algo que llama la atención del objeto. tanta testosterona, tanta energía y fogosidad contenida, y toda sacrificada en aras de la sumisión. dicen los psicólogos que una prueba de inteligencia emo­cional es ser capaz de posponer una gratificación inmediata por una satisfacción mayor pero retrasada en el tiempo. eso es lo que hace la jaula, le recuerda que la auto satisfacción, o la satisfacción física es solo una parte y que lo realmente importante viene después. el bdsm aprendió esto pronto y tal vez por eso las jaulas y la castidad, voluntaria o forzosa, están tan extendidas en nuestro mundo.

FdD degradar

la castidad es la última de las incorporaciones generales al listado de los fetiches del bdsm. se ha extendido tanto que ya resulta cotidiano, común, normal, al menos entre los inferiores. ahora es casi prescriptivo, obligatorio. la castidad tiene efectos físicos y psicológicos en los esclavos. a menudo esta práctica ve acompañada del afeitado o la eliminación del vello púbico, lo cual es otra humillación, otra reducción a un estado inferior al humano.

FdD paradoja

al objeto siempre le impresionan imágenes como la de hoy, un inferior con un cuerpo de escándalo pero con una jaula de castidad. cualquiera mataría por follar con ese cuerpo, sin embargo es algo que está prohibido, o que al menos es difícil porque la jaula está ahí y una simple erección es dolorosa. es una imagen paradójica, contradictoria, pero que para el objeto tiene todo el sentido.

FdD básico

si a un inferior le quitamos lo accesorio y tuviera que quedarse con lo básico, sería así, sería como la imagen de hoy. el collar y la muñequera demuestran que es un esclavo, la mordaza que no tiene derecho a hablar y la jaula que no tiene sexo ni derecho al placer, que es un objeto, una propiedad del Dueño, del Amo, del Superior. esa debería ser la postura básica de todo inferior, de rodillas, porque sólo los humanos y los Superiores merecen estar de pie. desde esa posición el objeto ve un mundo, su mundo, el auténtico mundo para un inferior. esa es la única perspectiva que se le permite. cualquier otra sería contranatural

FdD complemento

el Dueño ha hecho muchos regalos al objeto, pero tal vez uno de los más importantes en los últimos años haya sido la castidad. cuando el objeto comenzó este camino de la sumisión buscando un Amo que le ayudara a realizarse, nunca pensó, porque tampoco era una práctica tan extendida en aquel entonces, que la castidad formara parte del paquete. apareció un poco más tarde, pero era algo que encaja perfectamente en una relación D/s. encaja tanto que esa es la única explicación para su rápido, increíblemente rápido, desarrollo. el objeto ahora ve carteles en los blogs de internet donde se dice “todos los sumisos deberían estar enjaulados”, y no puede sino estar completamente de acuerdo. igual que el collar o la cadena, la jaula se ha convertido, o debería convertirse en el complemento indispensable para un inferior. debido a que por cuestiones de trabajo el objeto no puede llevar permanentemente la cadena al cuello, además para el objeto, la jaula de castidad es la manifestación física de que es una propiedad del Dueño y de que le pertenece.

FdD traslado

una de las consecuencias laterales de usar una jaula de castidad es que sientes que tu masculinidad desaparece. es cierto que es un estereotipo que la hombría se concentre en la polla, pero no se puede negar que es un elemento cultural que está presente y que los Superiores utilizan para humillar a lo inferiores. cuando la jaula convierte tu órgano sexual en un mero apéndice que no puedes usar ni disfrutar pierdes algo en cierta manera. cuanto más tiempo lo usas, más lo pierdes, o mejor dicho, menos esperanza tienes de volver a recuperar la situación anterior. no es solo que un trozo de carne pierda su función, es que has perdido tu mayor fuente de placer que empieza a situarse en el Amo, en el Dominante. el primer paso para una auténtica objetificación es la eliminación de tu fuente de placer, de trasladarla desde ti mismo, desde tu autosatisfacción a la de otro, el Superior, el Amo, el Dueño.

FdD felicidad absoluta

un ejemplo prototípico de gimp, de objeto completamente deshumanizado, sin rostro ni sexo, ni voluntad o libertad. no tiene que hablar, no tiene que ver, no tiene que oir. vive en una jaula, completamente cubierto de su nueva piel. la castidad es su norma, el silencio su discurso y la obediencia ciega su guía en la vida. existe porque el Amo lo desea, lo quiere así, lo ha entrenado así. nacido erróneamente como humano nunca se sintió a gusto con su existencia hasta que el Amo lo encontró y le mostró lo que era realmente. ahora su vida está dedicada a El, a obedecerle, a darle placer y a existir únicamente por El. para este objeto eso es la felicidad absoluta.

FdD la forma de la vida

con el tiempo la vida va adquiriendo diferentes formas, diferentes aspecto. la FdD de hoy muestra cómo es la vida de un esclavo, y como es en cierta medida la vida del objeto. el collar dice lo más importante, que es una propiedad, que pertenece a alguien y que no es libre para hacer lo que quiera. en el caso del objeto, además, no es libre para elegir lo que quiera, ni para pensar lo que quiera, ni para opinar lo que quiera. el objeto hace, elige, piensa y opina lo que el Dueño quiera. además entre las sombras está la jaula de castidad, lo que indica que el cuerpo tampoco pertenece al inferior. es propiedad de quien tenga la llave porque quien controle tu deseo controla tu vida entera. no es nada nuevo en este blog, pero siempre sorprende verlo de nuevo.

FdD nada

existe la idea generalizada en el mundo occidental de que el sexo es natural y biológico. la FdD de hoy demuestra que no lo es. por supuesto es una escena difícilmente comprensible fuera del bdsm pero que dentro de él adquiere todo el sentido. un inferior no tiene derecho a usar su sexo, pero eso no significa que no de placer a un Amo que así lo desee, o que humille penetrando a otros inferiores a los que no les gusta ser penetrados. el control de la sexualidad es el control absoluto, definitivo, total del inferior. aquí no es solo su polla la que está dominada, es todo su ser. tener un dildo tan grande pero no sentir nada es una forma muy directa de decirle: “da igual lo que quieras o desees. no tienes derecho a nada porque no eres nada”.

FdD traspaso

los inferiores nacemos para algo. tenemos un sentido y un lugar en la vida, en el mundo. nuestra existencia tiene un fin y un objetivo. sinceramente es más de lo que muchos pueden decir. el problema es que ese fin no es el más aceptado por la sociedad, ni el más valorado, ni el más reconocido. los inferiores hemos nacido para servir y obedecer a los Superiores, para hacer su vida más fácil y darles placer, de la forma que Ellos deseen y quieran. una gran parte de ese dar placer es negarse a uno mismo, por eso la castidad se extiende tanto entre los inferiores, o mejor dicho, entre los Superiores que dominan a un inferior. el sumiso no debe centrarse en su propio placer sino en el placer del Amo. eso es lo único importante. por eso la castidad, que es una especie de castración psicológica, es tan importante. se evita estar centrado en el propio placer, en la propia satisfacción y así el inferior puede centrarse en el placer y la satisfacción del Superior. realmente no es una negación del placer, es un traspaso del placer del uno a Otro.

FdD liberación II

cuando por fin te has liberado, si eres un inferior, algo cambia en tu interior. te das cuenta de que ya no puedes hacer una serie de cosas que antes considerabas “naturales” y empiezas a hacer cosas “de forma natural”, que antes eran forzadas. te das cuenta, por ejemplo, de que hablas menos delante del Superior, porque tu opinión no es importante a menos que El la pida. tu iniciativa desciende, porque ahora obedeces en vez de decidir. tu sexo debe desaparecer, porque es prerrogativa de los Alphas, de los Superiores, de los auténticos hombres y tú estás por debajo de ellos. y empiezas a inclinar tu cabeza, primero porque aumenta tu humildad, y segundo porque el mundo no tienen nada para ti, porque empiezas a verlo con los ojos del Amo. Él te dice qué, cómo, dónde, cuando. no necesitas saber el por qué.

FdD enjaulado

si ayer hablábamos de un fetiche que ha estado desde el principio del blog, hoy nos referimos a uno que apareció de pronto, pero que ha adquirido una importancia fundamental y decisiva en la vida del objeto: la jaula de castidad. cuando esto comenzó en el mundo bdsm no se hablaba de la castidad como un fetiche, y mucho menos se podían comprar jaulas de metal o de plástico. sin embargo con el paso del tiempo su uso se ha generalizado y ahora no hay tienda dedicada a estas cuestiones o sex-shop que se precie que no tenga entre su oferta una jaula. pocos objetos expresan con mayor precisión la sumisión y el sometimiento a otra persona, en este caso el o la que tiene la llave de la jaula. la castidad tiene infinidad de connotaciones, desde las clásicas religiosas hasta las más actuales de bdsm. al final y en el fondo, la jaula de castidad no es más que una forma de bondage, muy elaborada pero bondage al fin y al cabo.

FdD inmovilidad

aparentemente el inferior no está realizando ningún tipo de ejercicio físico. está ahí tumbado sin nada que hacer. sin embargo esto sólo es aparente porque el cuerpo está construido para estar constantemente en movimiento, en acción. estar quieto es algo que cuesta muchísimo, porque es una forma antinatural de estar. incluso cuando aparentemente estamos quietos de pie, el cuerpo se está balanceando, a veces imperceptiblemente, para mantener en equilibrio. somos seres en constante movimiento. por eso es tan difícil, e incluso angustioso estarse quieto e inmóvil y eso requiere un fuerte entrenamiento más mental que físico. todas las grandes tradiciones místicas convierte la inmovilidad en uno de sus mayores logros y objetivos. en el bdsm también lo es, especialmente cuando eres tratado o aspiras a convertirte en un objeto, pero se consigue por otros medios, tal vez más radicales, como el bondage severo. aunque lo veamos así, este inferior está realizando un esfuerzo enorme, aunque sea mental y no físico. su cerebro le envía constantes mensajes de que debe moverse, actuar, liberarse. conseguir acallarlo es su objetivo, su fin. si lo consigue o no tampoco depende de él. en ese estado, nada depende de él. cuando deje de luchar, aceptará que no tiene sentido hacerlo, se rendirá, se romperá, dirían otros; pero en cualquier caso es en ese momento, cuando empezará realmente a estar quieto. esta es una de las pocas ocasiones en las que el cuerpo le dice al cerebro lo que debe hacer y no al revés.

FdD piel sintética

convertirte en un objeto significa quitarte la humanidad, o todo aquello que pueda recordarla. por eso son tan queridos los trajes de latex, porque se ajustan como una segunda piel, una segunda piel sintética. los otros dos elementos que ayudan al objeto a vivirse como tal son las esposas de cuero y la jaula de castidad. las primeras evitan que te puedas mover libremente. la segunda elimina tu sexualidad. son dos formas de control efectivas, definitivas, que tienen una fuerte repercusión psicológica. la imagen de hoy evoca todos estos elementos, privándolos del resto pero dejando claro que estamos ante eso, ante un objeto.

FdD recorrido

poco a poco el Dueño ha ido configurando al objeto, programándolo. paulatinamente se fueron cubriendo etapas. una importante fue cuando por primera vez se puso el latex y el Dueño dijo que era su “auténtica piel”. anteriormente a eso estaba la castidad. el objeto fue castrado la primera vez que se puso una jaula. ahora el objeto ya no tiene sexo. esto se siente identificado con lo que ve en la imagen de hoy, porque es un inferior, como el objeto, castrado y con su auténtica piel. estos pasos son pasos definitivos. ya no hay marcha atrás, ya no hay forma de volver. son puertas que el Dueño hace cruzar al objeto y que luego cierra con llave detrás suya. El conduce al objeto, lleva el camino, dice a donde ir.

Ir a la barra de herramientas