bondage

FdD lo simple es efectivo

a veces lo más simple es lo más efectivo. sin ropas complicadas, sin aparatajes sin ataduras extremas. basta con atar con cuerdas las manos del inferior y ponerlas unos centímetros por encima de su altura obligándole a estar de puntillas. con eso es suficiente para mantener la tensión, para mantenerlo en un dolor constante, una tortura perversa. es cierto que eso, que se puede hacer prácticamente en cualquier sitio, una habitación un garage, cobra mayor sentido si ocurre en un sótano, una mazmorra con paredes de piedra y el suelo de cemento. eso impone porque no hay que olvidar que toda tortura, del tipo que sea, implica una dimensión psicológica.

FdD dar placer con dolor

el bdsm es una extraña combinación de elementos modernos junto a otros traídos de otras épocas, la medieval es especialmente querida por Amos y esclavos. la imagen de hoy expresa perfectamente ese hecho. un inferior con un antifaz modernos, en una silla que parece traída del medievo, directamente de las mazmorras de la inquisición. aparentemente podría pensarse que se está cómodo, pero salta a la vista que está hecha para torturar, no para que el preso esté cómodo y tranquilo.
el objeto no puede dejar de pensar en esa rejilla de la base, justo debajo del culo y los genitales y sus funcionalidad. los inferiores no nacemos para estar cómodos, sino para sufrir por los Superiores, para darles placer con nuestro dolo, y esta silla está pensada para eso precisamente.

FdD oscuridad y sumisión

una de esas imágenes que el objeto cree que ya ha publicado y que sin embargo no puede resistirse a poner de nuevo si así fuera. un tío, evidentemente atractivo, se convierte en un inferior por obra y gracia de dos objetos que lo sumen en la oscuridad y el silencio. por sus posturas podemos deducir que tiene las manos atadas a la espalda, pero lo que más impresiona al objeto es la mordaza masiva que llena la boca. es imposible que nada inteligible salga de esa boca, salvo saliva y gruñidos sin sentido. además el antifaz esa ajustado, parece hecho a medida y evita cualquier intento de huida o solamente de darse cuenta de donde está. con un objeto relativamente tan sencillo, el Superior lo ha aislado del mundo, apartándolo de él y llevándolo a una dimensión de oscuridad y sumisión.

FdD palos de ciego

el bdsm en general fuerza el cuerpo, lo lleva hasta el extremo, lo violenta, dobla, moldea, lo vuelve maleable. en el proceso es más posible que se rompa el alma a que se rompa el cuerpo, porque el fin último es someter la personalidad, sometiendo el cuerpo; someter el interior utilizando el exterior. somos una unidad que está íntimamente vinculada. olvidarnos de una parte es olvidarnos del todo. la cultura judeocristiana separó el cuerpo y el alma, ensalzando una y desdeñando el otro. algunos practicantes del bdsm hacen lo mismo, creyendo que pueden usar el cuerpo y que eso no tendrá influencias en su interior. craso error. hay una conexión, una unión entre ambas y creer que no hay influencia es una equivocación. cuando moldeamos el cuerpo estamos moldeando el interior. cuando atamos lo de fuera estamos atando lo de dentro. cuando el cuerpo obedece, el alma deja de ser libre. ese es el objetivo y cualquiera, inferior o Superior, que no sea consciente de esto está dando palos de ciego.

FdD el verdadero fetiche

el bondage en sí mismo puede ser excitante, y para muchos es un fetiche sin más trascendencia, pero realmente lo que está detrás del bondage no es sino una pérdida del control, pérdida de la capacidad de reaccionar ante los acontecimientos, de responder. es una forma de eludir la responsabilidad que recae en otro, en aquel que te ha atado y te mantiene en esa posición. la sensación es tan intensa que muchos recurren al autobondage para poder sentirla, con las consiguientes complicaciones. atarte no es solo anudar cuerdas o cerrar candados. es algo más. es quitarte tu capacidad de decisión, de elección, volverte indefenso y a disposición de otro. ese es el verdadero fetiche. para eso somos atados; y eso tiene un nombre: sumisión.

FdD tiempo

esta es una de las primeras imágenes que el objeto recuerda haber visto por internet. inmediatamente le llamó la atención y se quedó grabada en su mente. aún no había servido en persona a ningún Amo, pero ya había descubierto el mundo del latex, el fetichismo, el bondage y la sumisión. en su mente, su fantasía, se excitaba con gente atada y sometida. el encuentro real sólo confirmó aquello que ya intuía. han pasado muchos años y muchas cosas desde entonces, y cada día que pasa, el objeto se ve confirmado en lo que es, en lo que vive, en lo que el Dueño ha hecho con esto. ahora puede afirmar que es más feliz que cuando vio esta fotografía por primera vez. sirva de recordatorio de que una vez deseó ser lo que aquí vemos. gracias al Dueño ahora lo ha conseguido.

FdD satisfacción y recompensa

gimp es el término “técnico” en el bdsm para referirse a aquellos inferiores que han llegado al punto de desarrollarse como objetos, bien porque han descubierto su auténtica naturaleza, bien porque el entrenamiento del Amo les ha llevado hasta ese punto. en cualquier caso es normal que alguien se pregunte qué satisfacción obtiene un Amo, un Superior, en mantener a un inferior en ese estado. parece que no existe ningún placer sexual, ninguna satisfacción. pero esto es sólo en apariencia. lo que subyace es la auténtica naturaleza de una relación de Dominación/sumisión: el poder. el inferior se siente en ese estado completamente indefenso, sin poder, sin capacidad de acción, sin control sobre nada de lo que le sucede. ahí radica su excitación. en el extremo opuesto del espectro está el Dominante, que lo controla todo, que lo tiene a su merced, a su disposición para lo que desee, para hacer con el inferior lo que le apetezca. esa es su excitación, ahí radica su satisfacción y su recompensa.

FdD necesidades

bien sea en una relación de dos, de tres o en un grupo, la mayoría de los conflictos vienen porque todo el mundo antepone sus necesidades a las necesidades de los demás. esta es una de las principales herramientas que usa el ego para hacernos infelices. un inferior, que ha descubierto su auténtica naturaleza, sabe que sus necesidades auténticas son mínimas: lo justo para mantenerse con vida, y la obediencia y sumisión ciega a un Superior. si estas dos cosas están cubiertas, lo demás no es necesario, es un plus, un añadido que da el Superior al inferior. por eso la imagen de hoy evoca al objeto la simplicidad más radica: apenas una cama, en una jaula; y la cama casi no es más que un colchón. podemos confundirnos con el uniforme o incluso con las esposas pensando que se necesitan grandes cosas para vivir como un inferior, pero imaginémoslo desnudo, tal vez con una jaula de castidad y ya está. ni las esposas son necesarias. un inferior sería feliz así, tras unas rejas, sometido y controlado por su Amo. en una celda como esta no hay donde esconderse, no hay por que esconderse, el Superior lo debe ver todo, lo debe saber todo, lo debe controlar todo.

FdD controlado hasta el extremo

el Dueño lo ha reiterado últimamente a menudo: un auténtico esclavo no debe opinar porque no tiene voz, no debe actuar porque no tiene voluntad, no debe elegir porque no tiene decisión. es un proceso duro, radical, de deconstrucción, de reconstrucción. es entregar las riendas al Superior para que haga con el inferior lo que El quiera hacer. como parte del proceso en determinados momentos, lo físico repercute en lo psicológico y por eso es inmovilizado y amordazado. el descontrol físico le hace ver el descontrol interior que vive a partir de ahora y que será la norma, no la excepción.

FdD romperse

30

siempre ocurre, y si no ocurres es preocupante. en el proceso de someterse, de ser entrenado, el inferior se rompe y se entrega al Dominante, al Superior. es cuando la lucha de poder termina, se acaba. el Superior gana, el inferior pierde. hay muchas formas de manifestar este hecho. algunos inferiores lloran, otros se quedan mudos, y algunos, la mayoría, cae de rodillas. es la forma universal de sumisión y adoración. no hay mejor manera de expresarlo. el inferior está más cerca del suelo, está sometido. está entregado, roto.

FdD seguro y protegido

¿qué necesita un inferior, un objeto? lo que se ve en la imagen: una celda, unas cadenas, ser encerrado. aunque parezca duro el objeto cree que sería feliz en un espacio como ese, sólo con una mesa y un ordenador para trabajar. en determinadas circunstancias el objeto pasaría largos períodos así, inutilizado, sin manos, sin palabra por estar amordazado y encadenado. en esta celda sólo hay silencio, el objeto está aislado del mundo, fuera de lo que pertenece a los humanos. ahí el objeto se sentiría seguro y protegido.

FdD momento

hay un momento fundamental, vital, excitante y terrorífico, cuando das el Gran Salto y todo cambia. ese momento es el momento en que te van a encerrar en lo más oscuro de la mazmorra, una mazmorra de piedra iluminada sólo con una lámpara. pero no es suficiente, la indefensión debe ser total y por eso la camisa de fuerza. tendrán que alimentarlo. sólo podrá beber cuando alguien le de agua. sólo volverá a ver la luz del día cuando el Amo quiera. dentro del inferior las emociones se amontonan y acumulan. hay miedo, placer, excitación, sumisión, inferioridad, obediencia. ya no hay marcha atrás, salida escapatoria. sólo queda afrontar su destino.

FdD conversión

el rostro no es necesario en el bdsm para saber lo que eres. tu cara no importa. lo que llevas, lo que haces, habla por tí, dice de tu naturaleza y lo que te motiva. se supone un reconocimiento mutuo entre inferior y Superior, entre Dominante y sumiso, entre Amo y esclavo. el mayor acto de sumisión es el de entregarse hasta el punto de romperse, aunque no es adecuado hacer uso de una forma reflexiva. no se rompe el sumiso, es roto por el Amo. el dolor, la humillación, la obediencia, el control mental, la castidad no son más que formas de llegar hasta ese punto donde el inferior renuncia a cualquier control, a cualquier forma de disponer de él mismo y de su entorno. privado de cualquier estímulo debe llegar a perder cualquier esperanza de alternativa a lo que vive en ese momento. su existencia se limita a donde esa en su eterno presente. una vez abandonada la esperanza y rota la voluntad, el Amo se convierte en todo, en lo único, en el centro y el fin, casi podríamos decir que se convierte en su dios.

FdD razones

al objeto le atraen especialmente esas imágenes donde se combina un entorno altamente casero y vulgar con una situación que no lo es. un inferior con camisa de fuerza en una cocina no es algo que se vea todos los días. además la actitud corporal habla por sí misma. inclinado hacia delante en actitud sumisa y obediente, muestra su inferioridad. además la capucha lo sitúa dentro del rango de los objetos. sin rostro. sin identificación. indefenso. sin poder reaccionar. tras la resistencia inicial posiblemente se rinda, se rompa y no quede nada de su voluntad de rebelarse. entonces aceptará su destino y se someterá, o tal vez ya lo haya hecho. en cualquier caso la obediencia será la norma de su existencia y la sumisión su razón de existir.

FdD meta

un objeto sin rostro, inerte, castrado y sin movimiento o voluntad., este es el destino del objeto, y no porque lo desee o lo haya buscado, sino porque el Dueño así lo quiere. si El hubiese querido que fuera el ser más dicharachero del mudno lo habría sido, o la puta más arrastrada del universo, también lo habría sido, o el ser más asexuado, igualmente. se llega a un punto en el entrenamiento que no eres tú, sino es el Amo quien decide lo que eres, y te va modelando para que te ajustes a Sus Deseos. sabrás que estás auténticamente sometido, cuando obedezcas y aceptes todo lo que te diga, incluso si parece contradictorio, porque habrá caído la última barrera, tu capacidad de decisión. ya no tendrás voluntad y la dependencia será absoluta, como la del inferior de la imagen. si nos paramos a pensar existe sólo porque el Dominante así lo desea porque está completamente indefenso.

Ir a la barra de herramientas